La Tribu Yaqui: Del Guadalquivir al Ebro, pasando por Madrid

Publicado: abril 26, 2011 en Articulos en Español, Educacion, General, Historia, Los Yaquis: Espiritu Indomable, Noticias
Etiquetas:, , , , , , , ,

El pasado viernes 1 de abril, el compañero Mario Luna, secretario de las Autoridades Tradicionales de la Tribu Yaqui de Sonora, México, dio una charla que bajo el nombre de “Tierra y Territorio: los Yaquis de Sonora”, habían convocado el Centro de Documentación sobre Zapatismo -CEDOZ-, el Grupo Iru y la Plataforma de Solidaridad con Chiapas de Madrid en la Librería Asociativa Traficantes de Sueños.

Julio Ramírez (Secretario de la CGT) y Coronel Pluma Blanca (Jefe de la Tribu Yaqui) con los dirigentes de la CTS.

Mario nos transmitió un saludo de parte de las Autoridades de la tribu y nos habló de la historia de su pueblo, así como el problema al que se enfrentan en la actualidad ya que el gobierno del Estado de Sonora pretende construir un acueducto mediante el cual desviarían el caudal del río Yaqui, el que les da nombre como tribu; con el falso pretexto de garantizar el agua a la población de Hermosillo, lo que está detrás es la privatización de ese elemento indispensable para la vida y cuya falta significaría la desaparición de la tribu yaqui, al tiempo que varias empresas, entre ellas una poderosa cementera, negociarían a su favor con esa riqueza.

El General Lázaro Cárdenas (Presidente de la República), con el Gobernador Yocupicio (centro) y el Gral. Macías Valenzuela.

Si hace algo más de 70 años se podía ver una franja boscosa y llena de vida de más de 100 km a ambos lados del río, las sucesivas represas que los gobiernos estatales y federales han construido aguas arriba del río, han hecho que la franja sea actualmente de menos de 50 km y que existan terrenos en los que es imposible sembrar por falta de agua.

La construcción de ese acueducto sería el fin de un pueblo con una larga historia y que no está dispuesto a aceptar que ese exterminio se lleve a cabo.

La construcción de ese acueducto sería el fin de un pueblo con una larga historia y que no está dispuesto a aceptar que ese exterminio se lleve a cabo.

Crónica General de Indios

SEVILLA. Portavoz indígena busca en el Archivo de Indias pruebas que avalen el derecho al agua de su tribu.

Francisco Correal

AL océano Pacífico, estos indígenas le llaman el mar de Cortés. Los indios yaquis son endogámicos, autogestionarios y nunca fueron colonizados. Viven repartidos entre ocho pueblos y 56 rancherías del Estado mexicano de Sonora, no lejos de la frontera. Tan lejos de Dios, tan cerca de los Estados Unidos, como reza el dicho. Su dios es una mezcla sincrética de creencias autóctonas y el paso de las misiones jesuitas.

Al mar de Cortés vierte sus aguas el río Yaqui, que da nombre a la tribu, al idioma que hablan y a su cultura. Aguas cuya legitimidad les discute el presidente de la República de México, Felipe Calderón, y el gobernador de Sonora. A los dos ha demandado la Autoridad Tradicional de la Tribu Yaqui, cuyo secretario, Mario Luna, con la asesoría de historiadores y antropólogos, buscó ayer en el Archivo de Indias documentos que demuestren “que nuestra tribu está allí mucho antes que el Estado de México”.

Mario Lena nació en 1972 en Vicam Pueblo, en el municipio de Guaymas, y empezó la carrera de Económicas en la Universidad de Sonora. “La dejé por falta de recursos económicos”. El secretario de la llamada Autoridad Tradicional habló del problema del agua en su comunidad a dos tribus bien distintas, los alumnos de Antropología Social de la Universidad, y los vecinos y colectivos vinculados a la Casa Palacio Pumarejo. En ambos casos, con la introducción del antropólogo Ángel del Río.

El presidente Lázaro Cárdenas fue anfitrión de miles de españoles que eligieron México como destino de paso o definitivo en su exilio como consecuencia de la guerra civil. Los indios yaquis lo invocan ahora para evitar un exilio interior, fulminante y silencioso. “Cárdenas aprobó un decreto hace 70 años”, explica Mario Lena, “en el que reconocía nuestros derechos y el uso de un 50 por ciento del caudal del río Yaqui a su paso por nuestro territorio, derechos que nos han sido arrebatados por el Estado mexicano, que pretende privatizar esas aguas para venderlas a usuarios particulares”. El acueducto que sellaría esa apropiación está pendiente de los estudios geológico y de impacto ambiental. “El dueño del tubo sería el dueño del agua”.

Los indios del mar de Cortés se enfrentan a un nuevo Otumba que le permite a Mario Lena describir su particular Crónica General de Indias, ya que todo varón yaqui adulto se convierte en soldado, como lo fue Bernal Díaz del Castillo. “A lo largo de nuestra historia hemos sufrido múltiples guerras, masacres y deportaciones masivas de niños y mujeres a Yucatán, en el otro extremo de México, incluso bombardeos aéreos del ejército mexicano. Y nunca lograron eliminarnos de la faz de la tierra. Pero ahora si nos quitan el agua significaría nuestra desaparición. Es la batalla final, que afrontamos de forma pacífica, pero no la vamos a afrontar solos”.

El portavoz de los indios yaqui viaja de Sevilla a Zaragoza, del Guadalquivir al Ebro, para hablar en la ciudad que dedicó una Exposición al agua del problema de supervivencia de su tribu. Miembro del Congreso Nacional Indígena, no han acudido a instancias internacionales. “Nuestra ambición no es invadir otros territorios, no aspiramos a lo que no nos corresponde. Sólo pedimos que respeten nuestro territorio y nos dejen gobernarnos como sabemos gobernarnos, con nuestras leyes y nuestras costumbres”.

Nunca había cogido un avión y ahora cruzará el Atlántico en dos ocasiones. Estará de vuelta en su territorio para asistir en primera fila el 12 de abril en el juzgado de Ciudad Obregón a la demanda presentada contra quienes les discuten la titularidad de las aguas. Y más cosas. “Nos han borrado de la historia oficial de Sonora. Hablan como fundadores de ese Estado de otros indios, los seri, emigrantes que llegaron desde la Baja California”.

Por su proximidad a los Estados Unidos, los yaquis son más aficionados al béisbol que al fútbol. Americanistas como Luis Navarro García, una de las máximas autoridades sevillanas en la historia de México, lo habría conducido por ese mar de legajos en el que ayer navegó este indígena que no terminó Económicas pero sabe de Derecho. “Se dice que primero en tiempo, primero en Derecho”. Confiaba en encontrar en el Archivo de Indias, la antigua Lonja de Sevilla, documentación contra el expolio perteneciente a la correspondencia entre los jesuitas de Sonora y el reino de España. Sin descartar la posible relación epistolar entre la colonia y las Cortes europeas en el estrambótico mandato de Maximiliano de Habsburgo como emperador de México. El títere centroeuropeo que murió fusilado en Querétaro y que al menos frenó el intento de Napoleón III para convertir Sonora en un protectorado francés.

Fuente: www.diariodesevilla.es

Visto en: www.cgtchiapas.org

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s