Archivo de la etiqueta: desierto

Mision Caborca, Sonora (Pueblo Viejo)

caborca

Está ubicado en el noroeste del Estado de Sonora, colinda con los siguientes municipios: al norte con Estados Unidos, al sur con Pitiquito, al este con Altar y al noroeste con Puerto Peñasco y al suroeste con el Golfo de California.

mision_caborca_sonora_mexico_01

Cuenta con una superficie de 10,721 kilómetros cuadrados y las principales localidades son su cabecera municipal Caborca, Colonia Oeste, Josefa Ortíz de Domínguez, Y Griega y Juan Álvarez.

mision_caborca_sonora_mexico_02

Tiene un clima muy seco, cálido-extremoso, lo que impide que sea real una temperatura promedio anual, ya que en el verano la máxima puede llegar a los 50º C y en el invierno la mínima puede descender, aunque raramente, hasta los 0º C.

Seguir leyendo Mision Caborca, Sonora (Pueblo Viejo)

Desierto de Sonora, donde las Dunas se encuentran con el Mar

Con una extensión de 311.000 km² y abarcando desde el sur de Arizona hasta Baja California, el desierto de Sonora tiene una característica que lo hace único entre los grandes desiertos del planeta: el 80% de su superficie se encuentra a menos de 100 kilómetros del océano.

Gracias al trabajo del fotógrafo George Steinmetz, podemos ver sus espectaculares paisajes desérticos.

desierto-sonora

Dunas en la laguna Ojo de Liebre, Baja California Sur, México.

rio-colorado-mexico
El estuario del río Colorado, Baja California Norte, México.

cerro-colorado-mexico

El Cerro Colorado, Reserva de la Bioesfera El Pinacate, Sonora.

esqueleto-ballena-california

Cráneo de una joven ballena gris de California en Isla Arena.

costa-isla-magdalena
La costa del Pacífico en Isla Magdalena.

Seguir leyendo Desierto de Sonora, donde las Dunas se encuentran con el Mar

Carreras sobre Dunas en Altar Sonora

Unesco: “El Pinacate” y Desierto de Altar, Patrimonio Mundial

El Comité del Patrimonio Mundial de la Unesco destacó el impresionante paisaje con los volcanes dormidos y ríos de lava negra y roja de la biósfera de ‘El Pinacate’, así como las dunas de arena cambiantes del desierto Gran Altar, en Sonora

pinacate

Bangkok | Viernes 21 de junio de 2013 EFE | El Universal La Reserva de la Biosfera ‘El Pinacate’ y Gran Desierto de Altar, en el noroeste de México, fue declarada hoy patrimonio de la humanidad por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) .

ubicacion

En la reunión que se celebra en la capital de Camboya, la Unesco acordó la inclusión de esta reserva, la única propuesta iberoamericana nominada para entrar este año en la lista a petición del Gobierno mexicano. el_pinacate_0 El Comité del Patrimonio Mundial de la Unesco destacó en un comunicado el impresionante paisaje con los volcanes dormidos y ríos de lava negra y roja de El Pinacate en la parte oriental, así como las dunas de arena cambiantes del desierto Gran Altar en el oeste. “Diez cráteres enormes, profundos y casi perfectamente circulares también contribuyen a la belleza de este lugar cuya excepcional combinación lo convierte en especialmente interesante para la ciencia” , señala el comunicado acerca de El Pinacate. reservadelpinacate-wallpapers-hqru Recientemente, la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) de México destacó que la nominación de esta reserva, situada en el estado de Sonora y que ya ostentaba el título de reserva de la biosfera, comenzó hace ocho años cuando el Gobierno mexicano comenzó las gestiones. Esta área natural protegida “alberga a más de mil especies de flora y fauna, por lo que es considerada como el desierto más biodiverso del mundo” , detalló el ministerio mexicano. 42bfbea03cce865b2f6f3be1a87895b7_XL La zona cuenta con 40 especies de mamíferos, 200 de aves, 40 de reptiles, así como anfibios y dos especies nativas de peces de agua dulce. Seguir leyendo Unesco: “El Pinacate” y Desierto de Altar, Patrimonio Mundial

Sonora: desierto, playas, montañas, valles, frontera, frío y calor extremo en el mismo lugar

Al norte de México, el segundo estado más grande del país cuenta con una asombrosa combinación de paisajes, cultura, gente e historia aún desconocida por muchos.

La belleza de Sonora atrapa desde más ángulos que los que el viajero espera: está cargada de desiertos, montañas, valles y mar.

Los amantes del contraste y la variedad se sentirán fascinados por un lugar en el que incluso el clima es cambiante pero siempre intenso.

Herederos de una rica mezcla de civilizaciones (en Sonora se asentaron diversos grupos indígenas que aún se encuentran en el estado preservando sus tradiciones), sus habitantes han logrado dominar el desierto y hacer de estas tierras un lugar propicio para la vida y el desarrollo.

Es por ello que además de su inmensa geografía, sus características playas, montañas y su gran riqueza histórica, lo más relevante de Sonora es su gente; una comunidad hospitalaria y generosa, deseosa de compartir el encanto de su tierra y dispuesta a dar a conocer las bellezas de este territorio hospitalario, ubicado justo en el corazón del norte de México.

Prueba de esta calidez es Hermosillo, capital de Sonora, con una población famosa por recibir con los brazos abiertos al turista, que cuenta con los mejores servicios y hoteles de gran calidad.

A propósito del reciente nombramiento –el pasado noviembre– de la comida mexicana como patrimonio intangible y cultural de la humanidad por parte de la UNESCO, Sonora no se queda atrás como gran exponente de la gastronomía mexicana, gracias a su carne asada (se acostumbra colocarla en la parrilla sobre brasas, cebollas verdes que se asan junto con la carne sazonada en jugo de limón), sus mochomos (carne de res o ternera frita acompañada de las indispensables tortillas de harina hechas a mano) o su bacanora (un licor destilado incoloro y de alta graduación alcohólica característico de la región, parecido al mezcal, elaborado a base de agave pacífica, también llamado agave yaquiana que crece en la región de la sierra sonorense), entre muchas otras delicias.

Por compartir una extensa frontera con Arizona y una más pequeña con Nuevo México, (Estados Unidos), son quizás los extranjeros provenientes de este país quienes –a causa de la cercanía geográfica– han aprovechado paraísos sonorenses como Puerto Peñasco, un lugar de naturaleza y pesca. Sus kilómetros de arena limpia y aguas templadas son sin duda el mayor atractivo para el visitante. En ellas es posible pasear en jet-ski o en bote, pescar, velear, o simplemente dar un relajante recorrido por la playa.

Son las riquezas naturales las que atraen al viajero: cactáceas y mezquites en el desierto, donde viven culebras, camaleones, iguanas, tarántulas, conejos, coyotes, zopilotes y tecolotes. Al sur de la sierra habitan gatos monteses, venados, pumas y halcones. En el Mar de Cortés se pesca camarón, cangrejo, langosta, atún, anguila, bagre, pámpano, sardina, sierra y marlín. Para un contacto cercano con la naturaleza, piérdete entre las aguas cálidas y azules de la Bahía de Kino, que te recibirá con una moderna infraestructura turística.

Referencia: www.agendadeldesarrollosocial.com

El Sahuaro, mas Típico de Sonora no puede Ser

Carnegiea Gigantea, el Saguaro o Sahuaro, como comúnmente se conoce a esta planta, es el Cactus columnar típico del Desierto de Sonora.

Se trata de un género monotípico y es una de las especies de mayor porte entre las cactáceas.

El saguaro es de característico tallo columnar, que puede alcanzar una altura de 15 m y un diámetro de 65 cm Presenta ramificaciones que pueden encontrarse en un número superior a 7; y pueden a su vez presentar nuevas ramificaciones.

La cantidad de las facetas del tallo (las costillas), son entre 12 y 24 y son obtusas. Las areolas son de color pardo, y están separadas entre sí unos 2 cm.

En la zona apical la distancia es menor y aparecen recubiertas por un fieltro color pardo. Las espinas radiales pueden ser 12 o más, y las centrales entre 3 y 6 de hasta 7 cm. de longitud. Son de color pardo y se van volviendo grises a medida que la planta envejece. Las flores, de pétalos cortos, aparecen en la parte superior de los tallos.

Son de un destacado color blanco y tienen 12 cm de diámetro. El fruto es rojo y además comestible; madura en verano. La floración es en primavera; las flores se abren durante la noche y permanecen abiertas parte del día siguiente.

Seguir leyendo El Sahuaro, mas Típico de Sonora no puede Ser

Artesanía Sonorense, el Palo Fierro

Por: Ángel Mendoza Cruz

Desde mucho tiempo atrás, los grupos étnicos seris y yaquis han trabajado la madera del palo fierro, su distribución abarca el desierto de Sonora, la península de Baja California y el suroeste de los Estados Unidos (Arizona y California).

Los seris y yaquis se inspiraban en el entorno que les rodeaba para hacer sus piezas, como por ejemplo cactus, saguaros, animales como el correcaminos, tecolote, águilas, tortugas, liebres, focas, lobos marinos, pez vela, delfines, tiburones, entre muchas cosas más. La madera del palo fierro es muy parecida a la del ébano, es muy dura, de una consistencia vidriosa y la hebra es rectilínea, no tiene betas ni poros, por lo que no le entra la humedad, y a diferencia de la mayoría de las maderas que flotan, ésta se hunde en el agua.

Algunas personas la utilizaban como carbón porque dura mucho la braza. De ahí su nombre de palo fierro. Don Manuel Vargas Oros, artesano de Santa Ana, localidad al norte del estado, nos contó: “Hay días que salgo temprano para buscar un poco de madera. Antes los tenía más cerca de mi casa, pero ya se están acabando”.

Con más de 15 años trabajando el palo fierro, don Manuel continuó su relato: “En otras ocasiones tengo que adentrarme por el desierto en mi vehículo, durante varias horas. Hay que buscar los troncos que estén secos porque son los mejores para trabajar, también buscamos a los que les cayó un rayo y ya están totalmente muertos y que por cierto, son el hábitat de animales como víboras, monstruo de gila, lagartos pequeños o de aves como búhos, halcones, aguilillas o lechuzas. En ocasiones los cortamos y los dejamos secar hasta cinco años, porque si no esperamos, al trabajar esa madera queda rojiza-amarilla y es más difícil de manejar”.

Don Manuel nos contó también que antes los seris y los yaquis la trabajaban totalmente a mano: “Ellos cortaban la madera con hacha, con la escofina le daban forma, con un vidrio la alisaban, la pulían con arena fina del desierto, y el acabado final se lo daban con cebo de coyote.

Se tardaban, pero eso sí, les quedaban unas esculturas ¡chulas como ellas solas! Ahora nosotros ya usamos motosierras, motores con esmeril, lijas, mantas para pulir y tintas artificiales”. Sobre el proceso de elaboración, don Manuel nos continuó explicando que ya cuando la madera está seca y lista para trabajar, cortan pequeños trozos como de 10, 20 o 30 centímetros, dependiendo de la pieza, para poderla manipular mejor frente al motor.

Seguir leyendo Artesanía Sonorense, el Palo Fierro

Sonora, Playas Surrealistas donde el Desierto se une con el Mar

Sonora es dueña de paisajes surrealistas dignos de una pintura de los maestros de la corriente pictórica. Lo especial de sus playas es que se junta el desierto de Sonora con el cristalino Mar de Cortés. Hay que ver para creer pero su arena es igual o más fina que la de la Riviera Maya. Sí, todo eso y más tienes que conocer y comprobar en el estado del norte.

La playa que te recomendamos es Bahía de Kino, a 107 kilómetros de Hermosillo. Puedes llegar por la carretera federal 15; es fácil rentar un auto en el mismo aeropuerto de la capital. Si no, otra manera de llegar es por transporte público. En el centro de Hermosillo, sobre la calle Monterrey entre Jesús García y Manuel González, encontrarás camiones que van a la costa. Salen cada hora aproximadamente, según la temporada. También encontrarás camiones en la estación Costa Expresso cerca del Jardín Juárez.

Donde el mar y el desierto se rozan

La Bahía de Kino ofrece al visitante vistas de ensueño: montañas, mar y desierto. Aquí experimentarás atardeceres inigualables. Con una población de apenas 5 mil habitantes, es el lugar perfecto para vacacionar sin el bullicio de playas más saturadas como Cancún o Acapulco.

Si vas entre semana a las playas las encontrarás desiertas ya que se ‘llenan’ sólo en fin de semana o en Semana Santa.En Bahía de Kino puedes visitar Kino Viejo, una adorable población de pescadores que se encuentra más al sur de Kino Nuevo, una zona de condominios modernos y hermosas casas de playa.

Tiene poca infraestructura turística, no esperes hoteles de gran lujo ni restaurantes en cada esquina. De hecho, si vienes aquí lo mejor es que traigas una actitud un poco más ‘rústica’ o de ‘hazlo tu mismo’. Lo recomendable es siempre preguntarle a los lugareños dónde recomiendan comer o pedirles ayuda cada vez que lo necesites. Los sonorenses se enorgullecen de ser personas amables y hospitalarias. Y lo son.

En Kino Nuevo hay chozas y cabañas en renta que administran familias locales; la mayoría son limpias y cómodas, tienen todo lo que necesita el viajero frugal con ánimos de encontrarse cara a cara con la naturaleza y sus hermosas vistas. Dos recomendaciones interesantes son el Hotel Saro en Kino Nuevo e Islandia Marina en Kino Viejo.

Seguir leyendo Sonora, Playas Surrealistas donde el Desierto se une con el Mar

SONORA, el Origen

Ubicado al noroeste del país, Sonora es un estado con gran tradición indígena apache que a diferencia de la cultura mesoamericana, se distingue por la gran altura y atlética complexión física de sus miembros, y por la hostilidad y violencia con que recibieron a colonizadores y a misioneros.


Numerosas tribus habitaban el extenso territorio, entre ellas destacan los Yaquis, grandes defensores de su autonomía y su cultura, aún conservada. Los seris, grandes artistas que nunca fueron evangelizados por los misioneros católicos; los kikapús, cucapás, pápagos, guarijíos y pimas, este último, nombre genérico que aplica a diversas etnias hostiles de la región.

Establecido el gobernador de la Nueva Galicia en la villa de San Miguel Culiacán, la cual estaba localizada en el vecino estado de Sinaloa, comienzan las expediciones hacia el territorio noroeste del país. El gobierno al mando del capitán Nuño Beltrán de Guzmán envía la que se cree es la primera expedición hacia el actual estado de Sonora, en 1533, comandada por Diego de Guzmán. Sin embargo, en 1536, llegan a Culiacán los españoles Álvaro Cabeza de Vaca, Andrés Dorantes, Álvaro del Castillo y el negro Estebanico acompañados de numerosos indígenas quienes les habían ayudado en su recorrido a través del nuevo territorio. Según recuentos de los mismos protagonistas, eran sobrevivientes de una fallida misión hacia Florida, emprendida 5 años antes. Y contaban que durante su travesía habían sido testigos de la existencia de dos ricas ciudades indígenas, Cíbola y Quívira.

La codicia que estos relatos despertaron entre los españoles, provocó que dos misiones fueran enviadas en 1537 y en 1540 con el objetivo de encontrar la mágica ciudad de Quívira; sin embargo ambas empresas resultaron un fracaso.

No es sino hasta 1637 que nace la Nueva Andalucía, teniendo como gobernante a Don Pedro de Perea. Para este entonces, los jesuitas radicados en Sinaloa ya habían avanzado al norte para continuar con su labor evangelizadora. Pero es en 1687, cuando un grupo de jesuitas al mando del fray Eusebio Francisco Kino contribuyeron al desarrollo de una gran parte no sólo de Sonora, sino también de Arizona y de las Bajacalifornias. El padre Kino, como era conocido, fue un gran hombre generoso y justo con los indígenas; entre sus grandes obras se cuenta el establecimiento de los pueblos de Los Remedios, Imuris, Magdalena, Caborca, San Ignacio y de la misión de Nuestra Señora de los Dolores, entre otros. Además de ser un gran maestro en el arte del cultivo y la construcción de viviendas.

Durante la época de la colonia, los actuales estados de Sonora y Sinaloa fueron unidos y separados al menos un par de veces. Y no es sino hasta el año de 1831 cuando después de haber conformado el Estado de Occidente durante el periodo de post-libertario del país, que se declara la separación definitiva de estos dos estados. El primer gobernador del estado soberano sonorense fue Don Manuel Escalante.

Seguir leyendo SONORA, el Origen

Centro de Visitantes “El Pinacate” en el Gran Desierto de Altar

Por Jorge Olmedo / El Sol de México

Ciudad de México.- La Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (CONANP), puso en operación Centro de Visitantes de la Reserva de la Biosfera El Pinacate y Gran Desierto de Altar, con la finalidad de atender la demanda turística en esa zona, en la que se pretende recibir entre 60 mil y 100 mil turistas durante sus dos primeros años de operación, para estabilizarse a partir del quinto año en aproximadamente 200 mil visitantes, incluyendo grupos de escolares y estudiantes.

pinacatefindesemana9

la ceremonia de inauguración, el Director de esta Área Protegida, Federico Godínez Leal, explicó que el centro de visitantes “Schuk Toak” (que significa “Montaña Sagrada” en lengua O’Odham) es el único edificio público autosuficiente del país y cuenta con 1,300 metros de construcción y más 30 mil metros de jardín botánico del desierto. “Tiene tecnología de punta y eco-tecnias en todos sus sentidos y el propio edificio constituye una muestra educativa sobre de diseño inteligente, uso de energía alternativa y utilización eficiente de recursos”, comentó.

Centro De Visitantes El Pinacate 01

La construcción de este centro se destinó una inversión federal y estatal por un monto superior a los 38 millones de pesos, que permitira facilitar a los excursionistas sus recorridos por la reserva, que se extiende en una superficie de 714 mil 556 hectáreas.

Centro De Visitantes El Pinacate 02

De acuerdo con Federico Godínez, las instituciones involucradas en el proyecto que participaron con inversiones en forma tripartita son el Gobierno del estado de Sonora, la Secretaría de Turismo del Gobierno federal y la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (CONANP). Cada institución aportó aproximadamente de 11 a 13 millones de pesos totalizando una inversión de 38 millones de pesos.

Seguir leyendo Centro de Visitantes “El Pinacate” en el Gran Desierto de Altar